Escribir por amor al arte

Hoy retomo este blog que hace tiempo que no tenía que haber abierto. Hubo un momento en el que cada uno de los que se autodenominan escritor tenían que tener un blog. Más que un ejercicio obligatorio, aquello se había convertido en una moda. Había que ser capaz de convertirse en escritor a la fuerza.
Ha pasado el tiempo y nos hemos encontrado con que la red está plagada de blogs abandonados. Nadie tiene ya nada que decir. 
Yo ya había pasado la moda de los blogs en su momento. Y sabía más o menos como funcionaba esto. Así que me puse manos a la obra con el objetivo de pasar inadvertido. Hasta que me promocione en algunas redes sociales. Y pasó el tiempo y la gente quería leer más y más relatos. 
Era lógico que en algún momento sacará un libro de relatos. Tuve a mi hija y deje de lado la autopromoción de mi libro, el blog y mi vida en general.
Ahora encuentro ese pulso narrativo que en algún momento pedí. Ese necesidad de emocionar escribiendo. Ese prestigio o truco final.
Por eso necesito continuar este legado. El blog que en algún momento de mi vida le hizo feliz.
El tiempo ha pasado y ya uno escribe por amor al arte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario